Tonada del arbolito (tonada)

Tonada del arbolito (tonada)

El domingo por la tarde

al rayo del sol me sente

al rayo del sol me sente

y un arbolito me dijo

si queris sombra te hare,

si queris sombra te hare.

Yo le dije al arbolito,

si era aire o era moza

que sombras podría

ser un arbolito sin hojas.

El arbolito me dijo

yo soy un árbol sin ramas

en el verano hago sombra

y en invierno resolana.

Letra y Música: Arr. P. Herrero

La Pastora II (tonada)

La pastora II (tonada)

Apenas nace la aurora
ya viene el alba y el día;
ha bajado una pastora
del pie de una serranía.

Del pie de una serranía,
toda cubierta de pieles
y a descansar se sienta
debajo de unos laureles.

Ella trae unos papeles
con la historia de su vida
y mientras los va leyendo
se va quedando dormida.

Era de esmalte y de piedra
la casa donde habitaba;
no la pintaron pinceles
tan linda como ella estaba.

Pobrecita la pastora
que ha fallecido en los campos,
que Dios le conceda gloria
por haber sufrido tanto.

Letra y Música: S. Salinas y J. Razzano

Es tonada la flor (tonada)

Es tonada la flor (tonada)

La ventana ha quedado entornada

como si esperara una serenata

del cantor que llegaba en las noches

trayendo las trovas nacidas del alma

recordando el ayer un cuyano corazón

alora los versos que siempre escucho.

Esos tiernos juramentos

que con llanto entregue

es tonada la flor que el balcón

en mi cuyo lucio.

Ocultaba la luna su cara

amparando el beso de los que se aman

y el balcón que fue un nido de sueños

guardaba la promesa de amor que escuchaba

cuando al amanecer de los labios del cantor

se oyeron los versos más bellos de amor.

Tu eres la estrella brillante,

lucero de un resplandor

es tonada la flor

que el balcón de mi cuyo lucio.

Cogollo

Se transforma en sublime el momento

cuando la tonada se da en serenata

y se aroma la noche cuyana

si en lo de (………………) un cogollo se canta

por que existe en su hogar

esa magia de amistad

que ha de ser eterna, como mi cantar.

YA me voy para los campos y adiós,

a buscar yerbas de olvido y dejarte

es tonada la flor

que  el balcón en mi Cuyo lucio.

Letra y Música: Raúl Rubilar

La de cupido (cueca)

La de cupido (cueca)

El otro dia vi a Cupido empinando la botella,  se salía de la vaina por querer bailar  la cueca, pero el caro culatero le hizo hacer pura gambetas,  se hizo zonar de un suelazo pero salvo la osamenta, se levanto ligerito para empezarla.

Arribita de la sierra Cupido estaba

arribita de la sierra Cupido estaba

con su botella de vino

tocando diana tocaba de lo lindo

por la mañana

tocando diana si bajo una higuera

contemplando  decía que brevas negras,

que verde están los higos, negras las brevas.

A Cupido lo han muerto dentro un coche,

dentro un coche, quién lo mando a Cupido

andar de noche, quién lo ha visto a Cupido tan atrevido.

Ojo ñeque le dicen, al tal Cupido

ojo ñeque le dicen,   al tal cupido

manoteando a las niñas se hace el dormido,

y si lo miran fiero, dicen no he sido.

El Cupido anda armado con arco

y flecha siempre apunta y acierta

la bordelesa toca diana tupido con su botella.

Letra y Música: H. cuadros

Cueca del arenal (cueca)

Cueca del Arenal   cueca
Ya me voy, me voy curando
con vinito de San Juan
y me va, me va maneando
que no puedo caminar.

Esta sed que no se apaga
y que el vino enciende más,
de la garganta pa´dentro
va creciendo el arenal.

Vinito patero, no me vas a bellaquear
viejo compañero que, con mi sombra va.
Vino traicionero, tonadero de San Juan.

Puñalito del olvido
me quebró la voluntad,
media vez que le he bebido
hasta el alma te me vas.

Sanjuanino soy, señores,
bebedor como el que más.
Bebo vino remesero
con sabor a temporal.

Vinito patero no me vas a bellaquear
viejo compañero que, con mi sombra va.
Vino traicionero, tonadero de San Juan.

Letra: Jaime Dávalos

Música: Eduardo Falu